Aroma cripto por 48 horas

Axe, una subsidiaria de la compañía Unilever, sorprendió a su público en general y a la comunidad de las criptomonedas con el lanzamiento de un aerosol corporal masculino alusivo al criptoactivo dogecoin, bautizado como “Dogecan”. El spray corporal de edición limitada fue sorteado en los Estados Unidos y se repartirán de forma gratuita, lo único que debían hacer los interesados era inscribirse en la página web para tener la suerte de ser el ganador de una lata con aroma criptográfico y que promete tener una duración de 48 horas. 

En la respectiva página web oficial de Axe dice de forma graciosa que el aerosol ya no está disponible: “Mucha decepción”. La campaña del producto Dogecan continúa diciendo “Lo siento, gente. Todos los Dogecans se han ido. Pero todavía vamos a ir a la luna”. 

Esta iniciativa de Axe nació en abril de este año, cuando se conmemoraba el día de Doge. La compañía afirmó que estaba trabajando en una idea que complacería a los seguidores de esta genial figura, y que lanzaría un aerosol corporal masculino “con aroma a criptomonedas” si el popular activo dogecoin superaba al valor de $1. Esta subida en el precio de DOGE no ocurrió, pero de igual manera presentaron el producto en el mercado con una tarjeta que dice: 

“Vamos a la luna, en esta lata encontrarás la criptoconfianza que necesitas para llegar allí”.

Dogecoin pasó de una simple broma a la fama

La historia de dogecoin (DOGE) comenzó como una broma para luego convertirse en una criptomoneda seria, que ha logrado obtener la aceptación de muchos de la comunidad de los activos digitales y un gran apoyo por parte de personalidades como Elon Musk, dueño de Tesla.

Así mismo, DOGE se hizo tan popular que superó a las búsquedas de BTC en Google durante los últimos 12 meses. Por otro lado, con esta criptomoneda ya se pueden adquirir lujosos condominios en Lisboa, Portugal, a través de la plataforma Real Estate Exchange de FNTX.

El concepto de Doge se ha vuelto tan popular en la industria de las criptomonedas que también ha llegado al espacio de los tokens no fungibles, ya que se vendió como NFT la imagen que dio inicio a esta historia. Se trató de la mirada del perro Shiba Inu subastada por 1,696.9 ethers (ETH), un estimado de 4 millones de dólares para el momento.

La dueña Atsuko Sato del perro Shiba Inu llamado Kabuso, que después se conocería con el nombre de Doge, no se imaginó que en febrero de 2010 cuando compartió una serie de imágenes de su amigo peludo en su blog personal llegaría a ser tan importante o que recibiría tal apoyo de la emergente industria de las criptomonedas, y que finalmente sería representado en un activo digital.

¿Cómo te parece que Axe lanzara un desodorante temático de Dogecoin de edición limitada? ¿Crees que la popularidad que ha alcanzado Doge lo siga impulsando en el sector de las criptomonedas? Queremos conocer tu opinión, déjanos tus comentarios en nuestra sección.

Comentarios

Comentarios