Nueva regulación dice que protegerá los intereses de los consumidores

El ente había anunciado en el mes de octubre pasado, que estaba trabajando en una normativa la cual prohíbe la venta, comercialización y distribución de derivados financieros de criptomonedas, como opciones, futuros y notas cotizadas en bolsa (ETN por sus siglas en inglés) a inversionistas minoritarios, por considerar que representan daños económicos para la región.

“La FCA considera que estos productos no son adecuados para los consumidores minoristas debido al daño que representan. Estos productos no pueden ser valorados de forma fiable por los consumidores minoristas […]”.

Las razones para la activación de esta regulación según la autoridad se deben a la naturaleza de los activos digitales, ya que no poseen una base confiable para valorarlas; la prevalencia del abuso del mercado y delitos financieros en el mercado como en el caso de los robos cibernéticos; la volatilidad extrema en los movimientos de precios de las criptomonedas; la comprensión inadecuada de los mismos por parte de los inversionistas minoritarios, entre otras.

Opiniones encontradas

El motivo base que alega la FCA para esta prohibición es que desea proteger a los usuarios de sufrir daños por las pérdidas inesperadas producto de la inversión en estos instrumentos, ya sea mediante empresas que actúen en o desde del Reino Unido y que a su vez no estén reguladas por el ente.    

Para Sheldon Mills, director ejecutivo interino de Estrategia y Competencia de la FCA: “Esta prohibición refleja la seriedad con la que consideramos el daño potencial a los consumidores minoristas de estos productos. La protección del consumidor es primordial aquí”.

La autoridad prevé que los consumidores minoristas van a ahorrarse alrededor de 53 millones de libras esterlinas con la entrada en curso de la nueva normativa, ya que está diseñada bajo un nivel adecuado de protección.

Los expertos del sector de las criptomonedas muestran preocupación en torno al tema, ya que este hecho podría llevar a los usuarios a buscar plataformas no reguladas e incluso alternativas fuera del país, donde la actividad comercial de los activos digitales es más amigable y donde la FCA no posee jurisdicción. 

Dermot O’Riordan, socio de Eden Block, una firma europea de capital de riesgo enfocada en la tecnología blockchain, comentó que esta prohibición no es más que un indicio de que la FCA podría no saber a ciencia cierta cómo regular el espacio, por lo que tiene que recurrir a este tipo de medidas.

El impacto de tal prohibición en el Reino Unido se conocerá sobre la marcha, sin embargo, como esta ya había sido anunciada por la Autoridad de Conducta Financiera a finales del año pasado, empresas del sector anunciarán oportunamente las acciones a seguir.

¿Cómo te parece la normativa de la Autoridad de Conducta Financiera del Reino Unido? ¿Crees que esta tenga un impacto negativo en los inversores minoristas? Queremos conocer tu opinión, déjanos tus comentarios en nuestra sección.

Comentarios

Comentarios