Recientemente, La Agencia de Servicios Financieros de Japón (por sus siglas en inglés, FSA) llevó a cabo una reunión del nuevo grupo de estudio sobre proveedores de servicios de intercambio de divisas virtuales; creado como respuesta al ataque cibernético que sufrió Coincheck Inc., dando como resultado la pérdida de más de $530 millones en monedas digitales.

Durante la reunión celebrada, la agencia anunció que entre las postulaciones recibidas para la concesión de licencias de los exchanges de criptomonedas en Japón, ocho casas de cambio han manifestado su intención de retirar sus solicitudes. La FSA declaró lo siguiente:

“Ocho empresas de cambio de divisas virtuales anuncian la intención de retirar las solicitudes de registro. Una empresa confirma que no cae bajo la industria de cambio de divisas virtuales, como resultado de captar la situación real en detalle”.

Entre las empresas que desean retirar sus solicitudes están: Tokyo Gateway, Mr. Exchange, Raimu, Bitexpress, Bit Station, Campfire y Payward Japan. La 8va empresa anunciada es Debit, que asegura no entrar dentro del sector de cambio de divisas virtuales.

La reunión celebrada contó con la asistencia de representantes del Banco de Japón, el Ministerio de Finanzas, el Ministerio de Justicia y la agencia de Asuntos del Consumidor. De igual manera, la agencia de Servicios Financieros expresó que aproximadamente 100 empresas “están dispuestas a entrar en el mercado de cambios de criptomonedas mediante las leyes y reglamentos pertinentes”.

El principal objetivo de la agencia es que se acaten todas las normas establecidas, por ello, el ente regulador ya ha emitido 14 sanciones administrativas a diversas casas de cambio, de las cuales 5 fueron sometidas a suspensión comercial, mientras que siete recibieron órdenes de mejora empresarial.

Déjennos saber en la sección comentarios, ¿qué piensan sobre la reacción de las empresas ante las regulaciones de los exchanges de Japón?

Comentarios

Comentarios